Sí, la violé, me hago cargo-, confesó el hombre de 22 años, acusado de abusar de una beba de 18 meses, la confesión se produjo en pleno juicio antes de que se conozca la condena.

(Diario Popular). - El ataque sexual ocurrió en febrero de 2017 en la provincia de San Juan. La madre de la menor convivía con su pareja desde hacía un par de meses, esa tarde salió a hacer unas compras, dejando a la beba en la cama.

Cuando la mujer regresó al hogar, encontró a la beba de tan solo 18 meses llorando desconsoladamente y al hombre acostado a su lado en la cama, ebrio. Al revisarla, descubrió sangre en el pañal. En el momento, intentó dirigirse a un hospital, pero la familia del acusado le impidió salir y la mantuvieron encerrada durante 4 días. 

"Cuando le vi sangre en el pañal noté que estaba desgarrada pero las hermanas de él no me dejaron ir a una salita, me amenazaron y aún hoy me amenazan. La llevé porque me fue a buscar mi mamá y cuando llegamos un médico me dijo que si pasaba un día más, moría", relató, entre lágrimas, la mujer durante el juicio. 

La médica legista que constató la violación pidió el traslado directo al Hospital Rawson. En la audiencia, la profesional declaró que la propia vida de la pequeña estaba en peligro. 

El acusado, en un intento por conseguir una reducción de la condena, confesó el hecho ante el juez Atenágoras Vega, de la Sala II de la Cámara Penal: “Estaba en la cama, no sé qué me pasó, estuve mal. Eso de que se me acusa, me hago cargo. Sí, la violé, me hago cargo”. Luego, recibió una pena de 15 años de cárcel. 

La fiscal solicitó que se investigue también a la madre y las dos hermanas del abusador para verificar si impidieron que la mamá de la beba buscara ayuda.

 

           

Mayormente nublado

27°C

Corrientes, Argentina

Mayormente nublado

Humedad: 70%

Viento: 20.92 km/h

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

HOROSCOPO
Descubre Tu Destino Para
El Dia de Hoy