Un efectivo de la Prefectura Naval Argentina le salvó la vida a un niño de 10 meses luego de practicarle reanimación cardiopulmonar, mientras prestaba servicio en Mar del Plata.

 

El hecho se produjo cuando los padres del menor se acercaron al puesto de Prefectura ubicado en el barrio Libertad de la ciudad bonaerense del Partido de la Costa para pedir ayuda, ya que el pequeño se encontraba sin poder respirar y con el rostro violáceo.

Al advertir los síntomas de asfixia y la urgencia del caso, el cabo segundo Matías Rafael Morell le realizó maniobras de resucitación que permitieron que el niño arroje un objeto extraño que le obstruía las vías respiratorias y recupere la respiración normal.

Inmediatamente fue trasladado al Hospital Materno Infantil de la zona para una mejor atención. Tras el chequeo se determinó que el bebé se encuentra en buen estado de salud.