(Corrientes Virtual). - A la fecha, los hospitales Llano y Geriátrico se ocupan de esos pacientes, pero el Gobierno provincial está próximo a habilitar la segunda etapa de la ampliación del hospital de campaña, lo que permitirá realizar allí esa tarea, optimizando la prestación sanitaria y descomprimiendo a ambos centros asistenciales.

El ministro de Salud Pública de la Provincia, Ricardo Cardozo, encabezó hoy una reunión con los directivos del hospital de campaña Escuela Hogar y de los hospitales Ángela I. de Llano y Geriátrico Juana Francisca Cabral, en la que se abordó el tema de atención de pacientes poscovid-19. En este sentido, se definió una nueva estrategia que permitirá optimizar el trabajo asistencial, beneficiando la prestación a los pacientes, descomprimiendo además a los hospitales Llano y Geriátrico.

Del encuentro, participó el director del hospital de campaña, Alberto Arregín; la directora del hospital Llano, Silvia Bonassies; y el director del Departamento de Docencia e Investigación del Hospital Geriátrico de Agudos “Juana Cabral”, Humberto Azulay; y funcionarios del nivel central del Ministerio de Salud Pública.

“Estuvimos reunidos haciendo un análisis, por un lado de la situación de la pandemia teniendo en cuenta este pequeño alivio que estamos teniendo desde el punto de vista epidemiológico con la baja de casos y con ello, la reducción de las internaciones en el hospital de campaña”, dijo el ministro Ricardo Cardozo.

En este sentido, indicó: “Estuvimos diseñando la nueva estrategia para los pacientes Covid-19 positivo y los poscovid-19, en la cual hubo un compromiso por parte del hospital de campaña de que una vez habilitada la segunda parte de la ampliación que está en marcha, van a poder contener los pacientes poscovid-19, con lo cual se podrá aliviar al hospital Llano y al Geriátrico, de las internaciones de esos pacientes y que estos hospitales vuelvan al 100 por ciento de su capacidad a la tareas habituales”.

“Para nosotros esto es un paso muy importante”, remarcó Cardozo y anticipó que “en simultáneo, estamos devolviendo de manera gradual el personal, tanto médico como de enfermería y otros profesionales a sus lugares de origen. De esta forma también vamos a aliviar el tema de recursos humanos”.

En contexto de pandemia, esta nueva estrategia sanitaria estará sujeta a la situación epidemiológica de la provincia.